Tipos de prótesis dentales removibles: ventajas e incovenientes

tipos de prótesis removibles

Tipos de prótesis dentales removibles: ventajas e incovenientes

1201 600 Avance Dental

¿Otro dentista que te va a hablar de prótesis removibles? pues sí. Si has llegado hasta aquí es porque tienes dudas y gracias a este artículo vas a salir de ellas, en él dejo claro todo lo que deberías saber acerca de las prótesis removibles: sus funciones, sus ventajas e inconvenientes.

¿Qué son las prótesis removibles?

Una prótesis removible es una prótesis que se quita y se pone; sustituye las piezas que hemos perdido en boca de una forma removible, es decir, es un aparato de quita y pon al que se le colocan los dientes que hemos perdido.

Tipos de prótesis removibles

Tenemos tres tipos, fundamentalmente:

  1. Esquelético.
  2. Acrílico, y
  3. Flexible (flexite y valplasat).

Prótesis removibles esqueléticas

Este tipo está formada por una estructura metálica con ganchos que se colocan en la zona de la boca donde tengas dientes, es decir, si tienes solo los dos colmillos, un gancho iría a un colmillo y otro gancho al otro.

La función que ejercen los gancho es la de sujeción, es decir, hacen que la prótesis directamente no se caiga, ya sea superior o inferior.

Se utiliza en los casos donde tenemos suficientes piezas donde colocar ganchos. Es un aparato que pesa más, es el que más pesa de todos, pero es muy retentivo.  Los dientes dónde se van a sujetar esos ganchos son los que van a llevar la fuerza y la carga masticatoria, es decir, cuando tú mastiques sobre los dientes acrílicos la fuerza va a ir hacia esos ganchos, se va a trasmitir y va a tirar de tus dientes, con lo cual tenemos que tener un soporte dental fuerte.

Siempre que tengamos un buen soporte dental, bastantes piezas propias para poder poner esos ganchos, la mejor opción sería un esquelético ya que retiene mucho mejor.

La principal desventaja es que aunque agarre mejor quien se está llevando esa fuerza realmente es tu propio diente sano y eso con lo cual con los años puede acarrear problemas en las piezas dentales a las que se le trasmite esta presión.

Las consecuencias en los dientes por el uso continuado de estos aparatos son desgastes en el esmalte provocados por la aplicación continua y no natural de fuerzas cada vez que masticas. Por este motivo se aconseja no dormir con ellas, esencialmente por dos motivos:

  1. Para evitar el desgaste porque los dientes que se le ponen a ese aparatito son dientes pegados de acrílico y se van degastando con la masticación. A veces lo hacemos y no nos damos cuenta, que es a lo que se llama bruxismo, así si lo quitamos durante esas 8 horas que dormimos conseguimos ganar mayor duración al aparato.
  2. Para que descanse la encía. Al ser una estructura de metal que cubre la encía, en cierta manera siempre se oxigena peor la zona con lo cual y, aparte del rozamiento que va a tener siempre, es importante evitar su uso cuando nos vamos a dormir.

En resumen, las prótesis removibles de tipo esqueléticas son de quita y pon, tienen mejor retención y se utilizan cuando el paciente tiene bastantes piezas.

Prótesis acrílicas

Este tipo de prótesis removible es también de quitar y poner y está fabricada, como su propio nombre indica, de un material denominado acrílico. El acrílico es un tipo de plástico rígido pero sin llegar a ser metal.

Este tipo de prótesis se utiliza en pacientes con muy poquitos dientes.

Si usáramos el esquelético en este tipo de pacientes se le pondrían un gancho a esos dientes que quedan, por supuesto, pero son ganchos menos fuertes y necesitamos que la parte acrílica, esa parte rosa que vemos de una prótesis, se adhiera lo mejor posible a tu encía.

¿Por qué es así? Imagina que te quedan tres dientes, pues todo lo que vamos a cubrir de dientes va a ir encima de la encía. Por este motivo necesitamos recurrir a las prótesis acrílicas ya que tiene una mayor capacidad de adaptación a la encía donde buscamos ya no tanto retención, sino más bien como un efecto de succión y sellado.

Tenemos que sellar con la anatomía de la encía lo mejor posible todos los huecos para que esa prótesis no se levante y no se caiga. Intentamos evitarlo al máximo, aunque es algo que va a ocurrir porque no deja ser una prótesis removible que no está sujeta a nada fijo.

Para mejorar la sujeción ponemos algún gancho en las piezas dentales que tenga relativamente bien, aunque normalmente a las personas que les faltan muchas piezas los dientes que le quedan en la boca tampoco están lo suficientemente fuertes y sanos .

Una ventaja que tiene el acrílico frente al esquelético es que si en un momento dado nos quedan 3 piezas y al cabo de un año se pierde otra pieza más, podemos añadir otro diente al mismo aparato. Como tanto la base que se une a la encía como el propio diente postizo que se añade son del mismo material acrílico, la posibilidad de añadir piezas es mucho más real, aunque hay que valorar siempre cada caso.

Esto en una prótesis removible de tipo esquelética no queda bien, ya que es una estructura metálica que se diseñó para esa boca en concreto,  de ahí que si luego falta alguna pieza hay que dejar claro que no va a unir igual y tiene una sustitución menos funcional.

En resumen, las protésis de acrílico se usan en pacientes con menos piezas dentales, permiten añadir dientes en la mayoría de los casos y como puntos débiles podemos señalar que es un aparato más grande que el esquelético.

Prótesis removibles flexibles

Este tercer tipo es exactamente igual que el acrílico, está indicado en personas a las que les faltan bastantes piezas y es también una estructura acrílica que cae sobre la encía con los dientes pegados encima. Están realizadas en un material denominado Flexite o en otro denominado Valplast.

La diferencia es que ese material en vez de ser rígido como el acrílico es un material mucho más flexible, con lo cual proporciona mayor confort al paciente.

Hay pacientes que nos indican que a veces les roza un poquito más, porque es más flexible pero también se adhiere bastante. Otro aspecto destacable del flexible es que los ganchos son más estéticos, en vez de ser metálicos son del color de la encía; estos caen sobre el diente y lo tapan sensiblemente, evidentemente se nota algo, pero al ser del color de encía se disimulan mucho más que los metálicos.

Esta clasificación sería la esencial en lo que denominamos aparatos removibles dentomucosoportados (dento: diente, muco: mucosa). Es decir, son aparatos que se retienen por dos factores, por los dientes que tenemos en boca, que son con esos ganchos que hemos comentado y por la propia encía que es la mucosa, de ahí el nombre dentomucosoportado.

 

Dejar una Respuesta

Masterfully Handcrafted for Awesomeness

WE DO MOVE

YOUR WORLD

Greatives – Design, Marketing, Sales

Working Hours : 09:00 – 19:00
Address : 44 Oxford Street, London, UK 22004
Phone : +380 22 333 555

×